viernes, 10 de febrero de 2012

Taller

Ayer leí el cuento nuevo que había escrito. Increíblemente, les encantó. Todavía no entiendo bien por qué.
El cuento, como había dicho antes, es sobre una chica que va al ginecólogo por primera vez. Y cuanto más lo comparto, más anécdotas con ginecólogos escucho. Todas humillantes y horribles, por supuesto.
Uno de los flacos del taller primero me dijo que no entendía bien qué le estaban haciendo a la chica (un PAP común y corriente, pero se ve que el chabón vive en un frasco) y después me dijo que le parecía inverosímil que una mujer de dieciocho años sea (o haya sido justo antes del presente del cuento) virgen. ¿Qué supone, que toda mujer pierde la virginidad a los quince años? ¿Realmente creen eso los hombres? ¿O es sólo este tarado?

3 comentarios:

ραυℓєттє dijo...

Esos comentarios, ya tu sabes, me enfurecen... Onda que la mayoría de los hombres pierde su virginidad con putas y nos tenemos que comer el garrón de su escepticismo y jactancia.

Gonzalo dijo...

Solo ese tarado.

Hugo dijo...

Te diría que muchos, más de lo tolerable, piensan de forma similar a tu compañero del taller.